Publicado el 7 de feb, 2021

La inédita experiencia de la Roja universitaria en el Mundial de Uruguay 1976

Gonzalo Flores-Domarchi y ASIFUCH

Desde 1962 la Federación Internacional de Deportes Universitarios (FISU por sus siglas en francés) realiza en su programa internacional a nivel del orbe, los Campeonatos del Mundo de Fútbol Universitario, que existieron hasta el año 1982 y serían reemplazados por las “Universiadas de Verano”, las que comenzaron en 1979 y se extienden hasta la actualidad, los cuales se realizan cada dos años y poseen un carácter polideportivo. El actual campeón de fútbol es Japón, que derrotó a Brasil en la final por 4-1 el 2019, cuya sede fue la ciudad de Nápoles, Italia.

La versión de 1976 del campeonato del mundo tuvo como sede a Uruguay, y fue el primer campeonato mundial universitario con sede en Latinoamérica. La adjudicación como sede en el país oriental permitió que Chile fuera invitado a participar del Mundial, por ser un país de la región y por su cercanía geográfica.

La CONAUDE (Corporación Nacional Universitaria de Deportes, Chile) acepta la invitación de la nación charrúa, haciendo historia al tener Chile, por primera vez, un equipo en una cita mundial universitaria de fútbol.

La CONAUDE es creada el 2/10/1975. El Honorable Consejo de Rectores de las universidades chilenas, (reemplazando a la Corporación Asesora de Deportes, creada el 13/12/1974) aprueba la creación de la CONAUDE con el objeto de recibir y manejar, conforme a la ley, los fondos que entrega la Dirección General de Deportes y Recreación DIGEDER, cuya composición inicial consistía en ocho universidades públicas: Universidad Técnica del Estado, Universidad de Chile, Pontificia Universidad Católica, Universidad Católica de Valparaíso, Universidad de Concepción, Universidad Austral, Universidad del Norte y Universidad Santa María. Al comenzar el otoño de 1976, la CONAUDE, ente rector del deporte universitario, recibe la invitación de la FISU para viajar a Uruguay.

El entrenador Sergio Lecea Fernández (1931-2019) es quien se hace cargo de formar el equipo, con la expectativa de tener una buena presentación. La dirección técnica de Lecea le fue adjudicada, principalmente, por su trayectoria, nos relata su hijo Francisco Lecea Garrido, kinesiólogo de la Universidad Técnica del Estado: “Mi padre dirigió en los cadetes de Palestino entre 1962 y 1964, a Deportes La Serena también en 1964, y a la selección de Honduras en 1966, donde también fue contratado por la Federación local para dictar cursos de dirección técnica en dicho país. Entre 1967 y 1968 dirigió al Club Universitario de El Salvador en el fútbol profesional del país centroamericano. Luego vuelve a Chile en 1969 para dirigir al primer equipo de Palestino y, desde 1970 a 1990, trabajó en las cadetes de la Universidad de Chile. Paralelamente, entre 1976, año en que toma la selección chilena universitaria, y 1984 trabajó como entrenador de la selección universitaria de la Universidad Técnica del Estado. Finalmente, en 1981, fue ayudante técnico del entrenador Hernán Carrasco en Deportes Aviación. Como jugador tuvo un paso por Ferrobádminton una temporada a mediados de los 50”.

Uno de los jugadores de Chile Universitario, Carlos Medina Vallejos, nos relata lo siguiente: “El año 1976, en el campeonato universitario de fútbol de las universidades del Consejo de Rectores, organizado por la recientemente creada CONAUDE, el campeón fue el equipo de la Universidad de Chile, dirigida por el técnico Sergio Lillo, por lo que ésta fue la universidad que aportó más jugadores a la selección nacional universitaria de fútbol: Medina, Domínguez, Vargas, Sepúlveda, Marambio, Flores, Delgado y Díaz de la Universidad de Chile. La Universidad Austral aportó con Alcaíno, la Universidad Católica de Valparaíso con Bilbao y Césped, la P.U.C. con Martorell, la Universidad de Concepción con Peña, y la U.T.E. con Reidenbach y Olavarría, entre otras”.

En primera instancia el directorio de la CONAUDE, presidido por Gracián Miño Oyarzún, conocido hombre del fútbol universitario y técnico de la selección chilena amateur durante los años 70, determinó que el representante de ‘La Roja Universitaria’ en el Mundial fuera el campeón del torneo chileno de las distintas casas de estudio del Consejo de Rectores, pero finalmente Lecea impuso su postura y experiencia, nominando a los jugadores más destacados de los diferentes equipos universitarios.

 

La nómina de esa pionera selección chilena universitaria fue la siguiente:

Guillermo Alcaíno      Mario Araya               José Bilbao

Carlos Césped             Domingo Domínguez Belisario Díaz

Patricio Delgado         Javier Flores               Luis González

Gerardo Lineros         Gonzalo Marambio    Bernardo Martorell

Carlos Medina            Carlos Muñoz             Julio Muñoz

Víctor Olavarría         Hernán Peña              Claudio Reidenbach

Enrique Swett             Darío Sepúlveda         Ramón Vargas

Luis Villagra              

Entrenador: Sergio Lecea

El Mundial se jugó entre el 1 y el 15 de agosto de 1976, en las ciudades de Montevideo, Paysandú, Maldonado y Rivera, esta última la sede de la Serie 3 (de 4), el grupo de Chile, el que también conformaban Brasil, Francia y Corea del Sur.

Previo al Mundial, pero ya en Uruguay, la Roja universitaria jugó en Montevideo, el 30 de julio de 1976, un partido preparatorio contra su par belga, cuadro que también se preparaba para disputar el Mundial. Fue empate 1-1. Solo un día antes del estreno chileno, la Roja jugó contra el Oriental Atlético Club de la ciudad de Rivera, ganado 2-1 en un partido de carácter informal, de entrenamiento.

El “11” chileno junto al belga, en partido previo de preparación.

El jugador Patricio Delgado Peters, miembro de esa selección universitaria, nos indica: “La etapa de preparación de la selección fue muy informal y pobre. Nos juntamos no más de cinco o seis veces antes de viajar a Uruguay, y fue a partir de un mes antes de viajar al Mundial”.

Con respecto al desempeño futbolístico de Chile en Rivera, su entrenador Sergio Lecea, en una conversación del año 2016, relató: “Perdimos los tres partidos, por una precaria preparación y por no llevar el equipamiento básico para tener un buen desempeño en un torneo de este orden. El factor que nos perjudicó de forma importante fue el climático. diluvió en todos los partidos y, como decía, nuestro equipamiento deportivo no era el adecuado para ese tipo de clima”.

Plantel de Chile junto al de Brasil, horas previas al debut de ambos.

Chile debuta el 2 de agosto presentando lo mejor que tenía. Con los nervios del debut y, siendo en el papel el rival más débil del grupo, Chile enfrenta a Brasil, todo un desafío para los nacionales. Fue una derrota chilena por la cuenta mínima, en un partido muy apretado y ante una cancha húmeda y con mucho frío según contó la prensa uruguaya. Como dato, para la prensa de Rivera el arquero Domingo Domínguez de Chile fue el jugador del partido a pesar de la derrota, gracias a la excelente actuación del portero nacional. En el otro partido del grupo Corea del Sur empató 1-1 con Francia.

Dos días después vino el segundo partido, contra los siempre complicados franceses bajo un diluvio invernal. Chile se fue con una nueva derrota, esta vez por 1-3, con la particularidad de que Chile Universitario logra marcar el que sería su único gol del torneo, gracias a un autogol de defensa galo Dominique Blend, luego de un remate de Reidenbach que dio en el travesaño y, posterior a eso, rebotó en el hombro del defensa francés para irse al fondo de las mallas. Fue el 1-0 transitorio para Chile y que sería el único momento del torneo en el que Chile estuvo en ventaja en el marcador. Con esa segunda derrota, la “Roja Universitaria” se mantuvo última en la tabla en la denominada Serie 3. En paralelo Corea del Sur derrotaba 2-1 a Brasil.

Como dato anecdótico, Arsene Wenger, el mundialmente conocido ex entrenador del Arsenal de Inglaterra por 22 años, al estar estudiando Ciencias Económicas en la Universidad de Estrasburgo, defendió a la selección gala universitaria en el campeonato del mundo de Uruguay 1976 y enfrentó a Chile, en el triunfo galo de 3-1 de la segunda fecha.

Chile llegó al cierre del grupo, cuando debería enfrentar a Corea del Sur, con 0 puntos y nulas posibilidades de clasificar (avanzaban los dos mejores). Corea del Sur y Francia tenían tres puntos producto de un triunfo y un empate, y Brasil 2 por su triunfo ate Chile e el debut. Ante los escurridizos y rápidos surcoreanos Chile entró con tres cambios en la zaga en relación a los dos primeros partidos. En cierta forma para darle minutos a algunos jugadores que no habían podido jugar, lo que se sumaba a la baja de Martorell por su expulsión ante Francia. Chile utilizaría la estrategia de esperar al equipo coreano, que se adaptó mucho mejor que Chile a la intensa lluvia, la que fue cada vez más copiosa. Aún con la estrategia defensiva, Chile Universitario tuvo tres tiros en los palos del arco asiático pero, como dice una máxima futbolística, los goles que no se hacen en un arco se reciben en el otro, y Chile caería claramente por 0-4. El partido final del grupo fue el triunfo de Francia por 1-0 sobre Brasil, resultados que significaron la clasificación de Corea del Sur y Francia.

 

Resultados de la Serie 3

Fecha 1                                   Fecha 2                                   Fecha 3

Chile                0-1 Brasil        Chile               1-3 Francia         Chile             0-4 Corea del Sur

Corea del Sur  1-1 Francia      Corea del Sur  2-1 Brasil           Francia         1-0 Brasil

 

Tabla final Serie 3

 

PTS

PJ

PG

PE

PP

GF

GC

DIF

 

Corea del Sur

5

3

2

1

0

7

2

+5

a cuartos de final

Francia

5

3

2

1

0

5

2

+3

a cuartos de final

Brasil

2

3

1

0

2

2

3

-1

 

Chile

0

3

0

0

3

1

8

-7

 

A la postre el campeón del mundo fue el muy disciplinada selección de Corea del Sur, que en cuartos de final empató con Senegal 3-3 (4-3 en penales), en semifinales derrotó a Países Bajos 2-1 y, ya en la final, venció por 2-1 a otro sudamericano, el excelente equipo de Paraguay, con la particularidad de que, en la final, el árbitro terminó el partido a los 73’ de juego, debido a que la selección paraguaya se retiró del campo de juego por considerar que el arbitraje estaba siendo imparcial en sus decisiones.

 

Los partidos de Chile en el primer Mundial Universitario

CHILE 0-1 BRASIL

2/08/1976. Fecha 1. Serie 3, Copa del Mundo Universitaria. Estadio Municipal de Rivera. Público: 4.000 aprox. Árbitro: Carlos Iguini (Uru). 17:30 hrs.

CHILE: Domingo Domínguez; Ramón Vargas, Darío Sepúlveda, Carlos Medina, Gonzalo Marambio; Guillermo Alcaíno (José Bilbao), Javier Flores, Bernardo Martorell; Patricio Delgado, Belisario Díaz y Arnoldo Reidenbach. DT Sergio Lecea.

BRASIL: Zé Carlos; Carlos Paixao, Bendito Senatore, Luis Sergio Pereira, Waldir Perone, Gilberto Platt (Fernando Luiz), Luiz Berenbau, Federico Botelho; Silvio Azevedo, Francisco Ribeiro y José Luis Trebilock.

GOL: Ribeiro 63’.

CHILE 1-3 FRANCIA

4/08/1976. Fecha 2. Serie 3, Copa del Mundo Universitaria. Estadio Municipal de Rivera. Público: 1.500 aprox. Árbitro: Kazio Yasuda (Jap). 13:30 hrs.

CHILE: Domingo Domínguez; Ramón Vargas, Darío Sepúlveda, Carlos Medina, Gonzalo Marambio; Guillermo Alcaíno (José Bilbao 46’), Javier Flores, Bernardo Martorell; Patricio Delgado, Belisario Díaz y Arnoldo Reidenbach. DT Sergio Lecea.

FRANCIA: Jean-Paul Delahaye; Christian Hervourt, Jean Luc Arribart, Dominique Blend, Christian Lauterbach; Didier López, Jean Courroy, Philippe Courroy; Jean Michel Prenveille, Bruno Bensaye (Arsene Wenger 77’) y Michel Simon.

GOLES: Blend (autogol) 16’, Bensaye 20’, Prenveille 34’ y Simon 44’.

Rojas: CHI: Marambio 60’.

CHILE 0-4 COREA DEL SUR

5/08/1976. Fecha 3. Serie 3, Copa del Mundo Universitaria. Estadio Municipal de Rivera. Público: 8.000 aprox. Árbitro: Walter Scheller (Ale). 15:00 hrs.

CHILE: Domingo Domínguez; Hernán Peña, Carlos Medina, Carlos Muñoz, Mario Araya; Guillermo Alcaíno, Javier Flores, Bernardo Martorell (Julio Muñoz 75’); Patricio Delgado, Belisario Díaz (José Bilbao 61’) y Claudio Reidenbach. DT Sergio Lecea.

COREA: Hwang Ho-Kim; Juang Yun-Hwang, Sung Ho-Hoeg, Hong Joo-Kim, Hi Tae-Kim; Chang Sun-Park, Sung Nam-Kim, Hyung Ho-Chin; Min Jea-Park, Dong Chun-You y Myung Hoo-Kim (Ihn-Park 46’).

GOLES: Hyung Ho-Chin 38’, Hong Joo-Kim 42’, Sung Nam-Kim 77’ y 84’.

De ese novel puñado de jugadores universitarios chilenos, cuatro de ellos llegaron al fútbol profesional. Uno de ellos fue Carlos Medina Vallejo, quien jugó en clubes como Santiago Wanderers en Primera División (1982-1984), y en la Segunda División en Huachipato (1980), Trasandino (1981), Deportes Antofagasta (1985), Santiago Morning (1986), Magallanes (1987-1988), más un paso fugaz por la Universidad de Chile en 1973, jugando solo un partido, el de su debut profesional. Otro que llegó al profesionalismo fue Gonzalo Marambio del Canto, quien completó 30 partidos por la Universidad de Chile en Primera División (1970-1975), y luego en división de ascenso por Magallanes (1977 y 1979).  Por su parte, Bernardo Martorell Velasco, previo a sus estudios universitarios fue parte de la reserva de la Universidad Católica los años 1974 y 1975, no haciendo una carrera profesional propiamente tal, pero sí teniendo esa experiencia profesional. Finalmente el caso de Víctor Olavarría Pérez, quien jugó en Naval y Arturo Fernández Vial en Primera División (52 partidos jugados entre ambos clubes entre 1986 y 1989), y luego en Deportes Colchagua, Lota Schwager, Deportes Ovalle y Unión Santa Cruz en el ascenso.

Por otra parte, jugadores como Domingo Domínguez, Patricio Delgado y el mismo Carlos Medina, además de ‘La Roja Universitaria’ también defendieron selecciones amateurs y preolímpicas. Delgado y Domínguez lo hicieron en selecciones chilenas amateurs, siendo ambos parte del Campeonato Nacional Amateur Extraordinario de la A.N.F.A. de 1975 en Osorno, al cual la ‘Roja Amateur’ fue invitada como parte del proceso de preparación para los Juegos Panamericanos del mismo año y logró el título de campeón nacional amateur. Posteriormente, Chile no presentaría selección de fútbol en los Juegos Panamericanos de Ciudad de México en 1975. Carlos Medina jugaría en la selección preolímpica de 1980.

 

CAMPEONATOS DEL MUNDO UNIVERSITARIOS

 Haciendo un poco de historia de los campeonatos del mundo universitarios, y dejando al margen que Chile solo participó en la citada versión uruguaya del torneo, los mundiales comenzaron en 1962 en Bélgica, realizándose luego cada cuatro años hasta 1970. A partir de ese año se realizaron cada dos años hasta 1976, pasándose a jugar en 1982 el siguiente mundial, siendo su séptima y última versión la de aquel año. Posteriormente la FISU  decide considerar los campeonatos de fútbol de las “Universiadas de Verano” como los torneos más relevantes a nivel del orbe. Éstos se comenzaron a disputar en 1979 en México, y se han llevado a cabo ininterrumpidamente cada dos años hasta el día de hoy. El año 2019 se disputó la última versión hasta ahora, en Nápoles, siendo ganador de la medalla de oro Japón al vencer a Brasil en la final por 4-1.

 

Campeones del mundo de fútbol universitario de la FISU

1962   Bélgica                         (sede Bélgica)

1966   España                        (sede España)

1970   Unión Soviética          (sede Yugoslavia)

1972   Rumania                     (sede Rumania)

1974   Rumania                     (sede Francia)

1976   Corea del Sur              (sede Uruguay)

1982   México                       (sede México)

 

Campeones de las Universiadas de Verano

(No hubo competencia de fútbol en las ediciones de 1981, 1983 y 1989)

1979   México                       (sede México) (no oficial para la FISU)

1985   Corea del Norte          (sede Japón)

1987   Unión Soviética          (sede Yugoslavia)

1991   Corea del Sur              (sede Reino Unido)

1993   República Checa         (sede Estados Unidos)

1995   Japón                          (sede Japón)

1997   Italia                           (sede Italia)

2001   Japón                          (sede China)

2003   Japón                          (sede Corea del Sur)

2005   Japón                          (sede Turquía)

2007   Ucrania                       (sede Tailandia)

2009   Ucrania                       (sede Serbia)

2011   Japón                          (sede China)

2013   Francia                        (sede Rusia)

2015   Italia                           (sede Corea del Sur)

2017   Japón                          (sede China)

2019   Japón                          (sede Italia)

Premiación final de la organización del Mundial en el grupo de Chile, 6/08/1976 diario “Norte de Rivera”.

Cabe señalar, por último, que entre 1927 y 1955 la FISU organizó los Juegos Mundiales Universitarios, predecesores de las actuales “Universiadas de Verano”, y en su competencia de fútbol predominaron los campeones europeos: cinco títulos de Italia y uno para Hungría, Alemania, Francia, España y Yugoslavia. La excepción fue Egipto, campeón en la última versión de 1955.

Por su parte, el fútbol universitario chileno tuvo un antecedente similar en cuanto  a una selección chilena universitaria. Fue en 1963, cuando “La Roja Universitaria’ fue invitada a Indonesia a participar en unos juegos olímpicos alternativos, llamados GANEFO (Juegos de las Nuevas Fuerzas Emergentes por sus siglas en inglés), que fueron un desafío al C.O.I. (Comité Olímpico Internacional) y amparados, principalmente por naciones de corte socialista que habían logrado recientemente su independencia como China, Corea del Norte, Indonesia, Argelia, República Árabe Unida y Vietnam del Norte, además de Argentina, Uruguay y Bolivia entre los latinoamericanos.

Chile fue invitado a ser parte en los GANEFO de 1963 en Yakarta, Indonesia, siendo representado por la selección de fútbol de la Pontificia Universidad Católica, la que correría similar suerte que la selección del futuro Mundial de Uruguay en 1976, ya que gana a Laos 4-2, luego pierde 0-6 con la República Árabe Unida 0-6 para volver a perder en el último partido del grupo contra Vietnam del Norte por 2-4, sin avanzar de fase, pero con la diferencia de que en los juegos de la GANEFO el representativo nacional enfrentó a selecciones absolutas F.I.F.A., lo que refleja que el deporte universitario en aquellos años en Chile, y más específicamente el fútbol, carecía de la preparación suficiente y la competencia adecuada para un buen desempeño internacional, más aún en tiempos políticos convulsos, en época de la dictadura en nuestro país.

Fuentes:

  • Diario Norte de Rivera (Uruguay, agosto de 1976)
  • Archivo fotográfico personal de Patricio Delgado Peters
  • Revista Anuario FENAUDE 2012
  • Federación Nacional Universitaria de Deportes

Agradecimientos aCarlos Medina Vallejos, Patricio Delgado Peters, Víctor Olavarría Pérez, Bernardo Martorell Velasco, Francisco Lecea Garrido y Marco da Silva Lucas.

Nota dedicada a don Sergio Lecea Fernández (1931-2019, q.e.p.d.)